jueves, 29 de enero de 2009

Y ahora nos vamos a...¡Micenas!

LA CIVILIZACIÓN MICÉNICA



Toca viajar a Micenas y es viaje largo pues cae a trasmano pero gracias a estas recién estrenadas alas de sirena seguro que tendremos buen viaje (sin riesgo de retrasos ni cancelaciones).


1- H Schliemmann.

H. Scliemann fue un soñador dedicado profesionalmente a la arqueología (un binomio muy frecuente) que se atrevió a afirmar que la Troya homérica había existido en una época en que decir eso era arriegarse a poder acabar en un sanatorio psiquiátrico. Sus excavaciones demostraron que, en efecto, en el NO de la actual Turquía había existido una ciudad arrasada violentamente en una fecha coincidente con la que los textos homéricos permitían establecer para la guerra de Troya: ya estaba, el "loco" Schliemann no lo estaba tanto y había encontrado la Troya de Príamo. Otra cosa es que lo que se le perdiese allí a los griegos fuese una mujer, que la guerra durase diez años...Ya se sabe que los poetas suelen pecar por exceso.

No contento con esta "fazaña", este Don Quijote de Meckleburgo acometió entonces la empresa de demostrar que la Micenas de Agamenón también había existido. Y otra vez éxito: Schliemmann descubrió los restos de una civilización esplendorosa que hoy llamamos "micénica".

Actividad: Como sabes, hoy es fácil obtener información sobre casi todo gracias a ese maravilloso invento que es la wikipedia. Acude allí y lee el artículo correspondiente sobre la vida y los hallazgos de H. Schliemann.

Como, ves, la vida de Scliemmann es de lo más novelesco. Para que os fijéis en algunos detalles curiosos, tendréis que buscar en el artículo la respuesta a las siguientes preguntas:

- ¿Cuántas lenguas llegó a dominar Schliemann?

-¿De dónde procedía la fortuna de Schliemann?

-¿Quién era Sofía Engastromenos? ¿Cómo se llamaban los hijos de Schliemann?

-El artículo también te permite identificar las imágenes que arriba he seleccionado como emblemáticas de la civilización micénica. ¿Quién es quién? y ¿qué es qué?

2- Las acrópolis y las murallas.

Así como la civilización mionoica o cretense se caracterizaba por sus palacios "laberínticos", lo más llamativo de la civilización micénica son sus grandes acrópolis fortificadas y sobre todo sus impresionantes murallas, que ya los antiguos calificaban de "ciclópeas" creyendo que sólo los Cíclopes eran capaces de acometer unas construcciones de tal magnitud. De algunas de ellas nos quedan algunos restos que, ciertamente, impresionan. Aquí tienes, por ejemplo, las de Tirinto...


Actividad:
a-¿Qué significa la palabra acrópolis? ¿Cuál era la más famosa acrópolis de Grecia? Busca helenismos en tu lengua con acro- y con polis-.
b- ¿Quiénes eran esos "forzudos" Cíclopes a quien los antiguos atribuían la construcción de las murallas micénicas? Busca información en el Diccionario de mitología de Pierre Grimal que encontrarás en tu biblioteca.

3- Las tumbas.

Uno de los aspectos más llamativos de la llamada cultura "micénica" son sus famosas tumbas. Básicamente podemos distinguir dos tipos:

-Las llamadas "tumbas de pozo": la más famosa es el llamado "círculo A" descubierto por Schliemann. Aquí tienes una foto.



-El segundo tipo consistía en grandes cámaras cubiertas de cúpulas ( "tholos") y precedidas de un largo corredor de acceso o "dromos". La más famosa es la conocida como "Tesoro de Atreo". ¿Quieres que la visitemos? Vamos allá...



video
Actividad: este vídeo lo podemos ver gracias a youtube. Ahora has de acudir allí y buscar un vídeo sobre el Círculo funerario A.


4- Mitos.

Según Homero, el rey de Micenas era Agamenón, aquel que en la Ilíada se porta de un modo tan prepotente con Aquiles, a quien le arrebata a su cautiva Briseisa. Pero al llegar a su casa se encontró con una buena ración de su propia medicina: su mujer Clitemnestra, para mejor llevar tantos años de ausencia marital, se había buscado un sistema de calefacción natural llamado Egisto. Y además de "cornudo"...Clitemnestra y Egisto se las arreglan para dehacerse de Agamenón.
¿Se lo merecía Agamenón? ¿Eran sus culpas tales para tener que pagar con la muerte? A veces, no es fácil hacer un retrato unidimensional de los personajes míticos pero ya a los autores antiguos le pasaba lo mismo y así a veces encontramos un Agamenón malo-malísimo que recibe una muerte justa y otras es Clitemnestra la mujer pérfida que falta a la fidelidad exigible en una mujer griega.

Actividad: otro de los reproches que Clitemnestra le hace a Agamenón (además de sus años se olvido y sus relaciones con cautivas varias -Criseida, Casandra...-) tiene que ver con el episodio que se retrata en este famoso fresco pompeyano. ¿Sabes de qué se trata?



Bueno, el tiempo se nos echa encima y ha llegado el momento de que pongamos fin a este viaje, breve pero espero que emocionante. En semanas sucesivas proseguiremos nuestras aventuras por la antigua Grecia. Todavía nos quedan muchos lugares muy interesantes para visitar: la Troya de Homero, la Lesbos de Safo, la Atenas de Pericles... Buena suerte y hasta pronto.

2 comentarios:

Susana Losada dijo...

Que actividade tan chula!. Isto me da ideas para cando empece con historia

Carmen Fernández dijo...

Me gusta tu actividad.

Lástima que no existiera esto en mi Griego de 3º de BUP. Lo habría disfrutado com o alumna.